Redacción Editorial, 

Lidia Riera Rojo.

La defensa del declarado culpable justifica que su defendido no conocía con exactitud la edad de la menor, era una relación sexual mutuamente consentida entre un joven mayor de edad y una menor que tenía una edad de 15 años. Explica además que es un joven de nacionalidad ecuatoriana con un nivel de estudios básico en la medida que incluso escribe con dificultad y se expresa verbalmente aún con mayor esfuerzo. Se relaciona principalmente en un entorno cultural propio de las personas de su nacionalidad y no tiene amigos ni trato frecuente con personas de nacionalidad española,  de manera que no está debidamente integrado a nuestra cultura.

Los hechos que se declararon probados por la Audiencia Provincial y que han sido asumidos por el Tribunal Superior de Justicia, ninguna referencia contienen en relación a las circunstancias subjetivas del acusado, su nivel de desarrollo, su entorno cultural, circunstancias necesarias para determinar si su actuación puede quedar amparada total o parcialmente por la concurrencia de un error de prohibición.

Por estos y otros motivos, el Tribunal Supremo desestima el recurso de casación interpuesto contra la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

Fuente institucional

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here