STJUE Vuelo alternativo, compensación suplementaria y perjuicios individuales #CompartirConocimiento

Petición de decisión prejudicial que tiene por objeto la interpretación de los artículos 4, 7, 8 y 12 del Reglamento (CE) n.º 261/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de febrero de 2004, por el que se establecen normas comunes sobre compensación y asistencia a los pasajeros aéreos en caso de denegación de embarque y de cancelación o gran retraso de los vuelos.

 

Redacción editorial,

Pedro Ruiz Sánchez.

@PedroRsz

STJUE 29/07/2019 Asunto C-354/18.

Las siguientes cuestiones prejudiciales se plantean en el marco de un litigio en Rumania entre el Sr. y la Sra. Rusu (en adelante, “los Demandantes”) y la aerolínea SC Blue Air (en adelante, “Blue Air”).

Los Demandantes reservaron con Blue Air dos billetes de avión para viajar el 6 de septiembre de 2016 de Rumanía a Londres lugar en el que se encuentran establecidos y donde trabajan.

En el momento del embarque se informó a los Demandantes que el vuelo se iba a efectuar con un avión distinto del inicialmente previsto y que al haber menos plazas disponibles en el segundo aparato su embarque ya no era posible. El transporte de los Demandantes se programó en otro vuelo de Blue Air y llegaron a Londres el 11 de septiembre de 2016.

Blue Air ofreció a cada uno de los Demandantes un billete de avión gratuito, oferta que rechazaron y, posteriormente, les ofreció una compensación de 400 € por persona sobre la base del Reglamento n.º 261/2004 (en adelante “el Reglamento”).

Los Demandantes estimaron que dicha compensación únicamente reparaba el perjuicio moral sufrido y no el perjuicio material. Acudieron a los tribunales en Rumanía y solicitaron que se condenase a Blue Air a pagarles 437 € y 386 € respectivamente en concepto de perjuicio material, derivados de una pérdida de salarios. Además, solicitaron 1.500 € cada uno en concepto de perjuicio moral.

Blue Air sostuvo que los demandantes del litigio principal no tenían derecho a una compensación por encima de los 400 € previstos en el art. 7, apartado 1, letra b), del Reglamento, al no haber solicitado expresamente ser transportados con mayor rapidez con otra compañía aérea y por otra ruta y haber aceptado volar el 11 de septiembre de 2016. También alegó que si los Demandantes hubieran solicitado un vuelo alternativo habría buscado uno que les hubiese permitido llegar a su destino.

Tras la Sentencia del Tribunal de Primera Instancia todas las partes recurrieron en apelación y el órgano judicial de Rumanía que conoce de la apelación plantea una serie de cuestiones al TJUE, que ha señalado lo siguiente:

  • Sobre si el art. 7, apartado 1, letra b), del Reglamento debe interpretarse en el sentido de que el importe previsto en dicha disposición pretende compensar un perjuicio como la pérdida de salario o si tal perjuicio puede ser objeto de la compensación suplementaria prevista en el art. 12, apartado 1, del Reglamento. Asimismo, pregunta sobre cómo determinar ese perjuicio con arreglo al referido Reglamento.

Señala el TJUE que los importes que fija el art. 7 del Reglamento pretenden compensar, de forma estandarizada e inmediata los perjuicios constituidos por las molestias que ocasiona la denegación de embarque en el transporte aéreo de pasajeros sin necesidad de que estos deban padecer los inconvenientes que lleva consigo la reclamación de indemnizaciones ante los tribunales competentes.

Tales importes a tanto alzado solo compensan los perjuicios que son prácticamente idénticos para todos los pasajeros afectados. Pero (vid. considerando 31) no establecen la compensación de perjuicios individuales, inherentes al motivo del desplazamiento de los pasajeros afectados, cuya reparación exige una apreciación caso por caso del alcance de los daños ocasionados (como en el caso de los Demandantes la pérdida de salario por la imposibilidad de acudir a su puesto de trabajo debido a la llegada tardía a su destino).

Solo puede, en consecuencia, ser objeto de una indemnización a posteriori e individualizada.

Estos perjuicios individuales y específicos quedarían encuadrados en el art. 12 del Reglamento (compensación suplementaria) y se han de apreciar (tarea corresponde al órgano jurisdiccional nacional) de forma suplementaria a la compensación a tanto alzado prevista en el Reglamento en la medida en que el Derecho nacional o el Derecho internacional concedan el derecho a tal compensación.

  • Respecto a las cuestiones prejudiciales relacionadas con el art. 12 del Reglamento (obligatoriedad de la deducción de la compensación estándar de la compensación suplementaria):

Señala el TJUE que el art. 12 del Reglamento debe interpretarse en el sentido de que permite al juez nacional competente deducir la compensación concedida en virtud del Reglamento de la compensación suplementaria, pero el juez no está obligado a hacerlo.

Respecto el resto de cuestiones prejudiciales, el TJUE:

  • Considera que el art. 4, apartado 3,en relación con el art. 8, apartado 1, del Reglamento (transportes alternativos), debe interpretarse en el sentido de que exige al transportista aéreo encargado de efectuar un vuelo que facilite a los pasajeros afectados información completa sobre todas las opciones previstas, sin que los pasajeros en cuestión tengan la obligación de contribuir activamente a la búsqueda de información a tal efecto.
  • Además, señala que al recaer sobre el transportista aéreo la responsabilidad de proponer y organizar un transporte alternativo (art. 8, apartado 1, letra b), del Reglamento) la carga de la prueba de que el transporte alternativo se realizó lo más rápidamente posible también recae en el transportista aéreo.

Fuente Institucional: Curia TJUE

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here