Gonzalo Alonso Moreno, 

Colaborador Editorial. 

@GonzaloAlonsoM4

Bancos, comercios, gasolineras, entre muchos otros, son los establecimientos que ofrecen las famosas tarjetas “ Revolving´´.

Estas son tarjetas de crédito que se pueden ir pagando de forma mensual, o, con un sistema de pago aplazado de cuotas fijas cada mes. A diferencia de las tarjetas de crédito corrientes, estas tienen un interés generalmente desorbitado. Intereses del 24,6%, 25%, o incluso del 29% TAE, son los números que rondan los porcentajes de interés que tienen estas tarjetas. Dicho de forma más simple, son líneas de crédito con intereses muy altos.

El problema de estas tarjetas es que cuando las cuotas no cubren la deuda principal, estas generan nuevos intereses que se acumulan a los anteriores.

Esto, está generando pleitos desde 2016, siendo de interés de grandes despachos especializados en litigios masivos, como “Arriaga Asociados´´, al igual que ya hizo en su momento con las renombradas clausulas suelo, o los gastos hipotecarios.

Un ejemplo de estos pleitos se dio en Albacete. El sujeto, fue un camionero de 65 años que contrató una de estas tarjetas, y al morir, su familia se encontró con una deuda de 4000 euros con el banco “Wizink´´. Tras esto, la familia decidió demandar al banco, siendo este último condenado al pago de 21.000 euros a la familia, debido a los 10.000 euros de crédito que había comprado anteriormente el difunto, y los 21.000 euros que el mismo había desembolsado en forma de intereses.

Estas demandas se están haciendo en base a la sentencia del Tribunal Supremo de 2015. La cual, al declarar abusivos los intereses remuneratorios “notablemente superiores al normal del dinero y manifiestamente desproporcionados´´, y, por tanto, dando paso a todas las reclamaciones en esta materia.

A espera de que el Supremo se manifieste acerca de este tema, las Audiencias Provinciales son foco de la batalla que los particulares están teniendo con las grandes empresas dueñas de este tipo de servicio que es el Revolving.

Fuente Institucional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here