Primer sistema de mediación familiar en los juzgados de la mano del ICACantabria

Gobierno de Cantabria, Poder Judicial, Colegio de Abogados y tres colectivos más se unen para implantar el primer sistema de mediación familiar en los juzgados. El Ilustre Colegio de Abogados de Cantabria ha destinado a 10 profesionales con conocimientos y formación específica para resolver este tipo de conflictos.

Los juzgados de Santander serán los primeros de Cantabria en estrenar este año un sistema de mediación familiar intrajudicial, en virtud de un convenio de colaboración en el que el Gobierno de Cantabria, los Colegios de Abogados y Procuradores de Cantabria, la Asociaicón de Mediación (AMECAN) y la Asociación de Derecho Colaborativo se han unido para poner en marcha este sistema.

El acuerdo del convenio se rubricó el pasado viernes, 12 de mayo, en un acto celebrado en los juzgados de Las Salesas de Santander. Han participado el consejero de Presidencia y Justicia, Rafael de la Sierra; el decano del Colegio de Abogados de Cantabria, Andrés de Diego; la decana del Colegio de Procuradores de Cantabria, Ana María Álvarez; la presidenta de AMECAN, Carmen de Albert, y el presidente de la Asociación de Derecho Colaborativo de Cantabria, José Antonio Trugeda. En este acto también ha intervenido el vocal del Consejo General del Poder Judicial, Álvaro Cuesta.

Con esta iniciativa se instaura un procedimiento dentro del ámbito judicial en el que las partes aceptan la intervención neutral de un mediador que facilitará que encuentren un acuerdo duradero y mutuamente aceptable.

La mediación familiar será así un nuevo mecanismo de derivación dentro de los juzgados, que se podrá iniciar en cualquier fase del litigio, incluso en la ejecución de la sentencia, con el fin de optimizar y facilitar el entramado de las relaciones e intereses personales y económicos y evitar incumplimientos.

El decano del Ilustre Colegio de Abogados de Cantabria, Andrés de Diego, destacó la especial satisfacción que tiene en este proyecto y su interés por estar presentes desde el primer momento, ya que es “una forma de visualizar esa realidad, para que la sociedad vea que hay otros métodos donde resolver los conflictos. No debemos olvidar que en estos casos los temas familiares y afectivos se mezclan con los patrimoniales, y en los que muchos casos se encuentran menores de edad por medio”.

El Colegio de Abogados de Cantabria ha destinado a este proyecto a 10 abogados del Colegio con conocimientos y formación específica para resolver este tipo de conflictos. “Son grandes profesionales que están sobradamente preparados para llevar a cabo de forma efectiva este proyecto. En definitiva, contamos con mediadores y con una estructura colegial que nos permite afrontar con garantías la mediación”, explicó Andrés de Diego.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here