Instrucción 1/2019 de la Fiscalía General del Estado, sobre las Juntas de Fiscalía

El pasado 25 de abril se publicó la Instrucción 1/2019 sobre las Juntas de Fiscalía, que desarrolla algunos preceptos del Estatuto Orgánico del Ministerio Fiscal en lo referido al procedimiento, formación y efecto de las Juntas de Fiscalía.

Edificio de la Fiscalía General del Estado

La Constitución Española, en el artículo 124, asigna al Ministerio Fiscal la misión de “promover la acción de la justicia en defensa de la legalidad, de los derechos de los ciudadanos y del interés público tutelado por la ley, de oficio o a petición de los interesados, así como velar por la independencia de los Tribunales y procurar ante éstos la satisfacción del interés social”.

El papel vital que representa esta función para nuestra sociedad hace que, en el propio artículo 124, la Constitución otorgue al Ministerio Fiscal autonomía orgánica, exigiendo que este asuma la regulación de aquellos aspectos de su organización y gestión que afecten directamente a su capacidad de tomar y ejecutar sus propias decisiones en el marco de sus funciones constitucionales.

Desde estas consideraciones, incumbe al Ministerio Fiscal abordar la regulación que afecta a su organización interna y en donde se revela, con singular importancia, el tratamiento de las actuaciones desarrolladas a través de las Juntas de Fiscalía. Así, en este nuevo cuerpo legal, publicado en el BOE el pasado 10 de mayo, se regulan los aspectos procedimentales, formales y estructurales que caracterizarán desde ahora a los distintos tipos de Juntas fiscal.

La Fiscal General del Estado, Doña María José Segarra Crespo.

De lo redactado por la Fiscalía cabe destacar lo siguiente:

Las Juntas ordinarias se convocarán para la adopción de criterios unitarios en todos aquellos asuntos que no hayan sido objeto de instrucciones generales por parte de la Fiscalía General del Estado o en asuntos que, por su naturaleza, se proyecten tan solo en el ámbito de una Fiscalía. Las Juntas extraordinarias deben convocarse para resolver cuestiones jurídicas u organizativas puntuales de carácter urgente o de naturaleza compleja.

La convocatoria y la fijación del orden del día de cualquier Junta de Fiscalía corresponde al Fiscal que la preside. El orden del día deberá acompañar la documentación necesaria para la adecuada deliberación de los asuntos a tratar. En el orden del día deberán incorporarse los asuntos que por escrito propongan los Fiscales que integren la Junta de conformidad.

La convocatoria a la Junta ha de ser remitida a todos y cada uno de sus componentes, con la antelación necesaria para que pueda ser preparada adecuadamente, incluyendo a aquellos que se encuentren en situación de licencia o permiso. Con carácter general, el plazo de antelación mínima para la convocatoria de Juntas será de ocho días para las ordinarias y de dos días para las extraordinarias.

Los acuerdos de la Junta tienen carácter de informe. El acuerdo se conforma mediante la votación del tema a tratar una vez ha sido objeto de debate. Los acuerdos adoptados en Junta de Fiscalía, una vez asumidos o refrendados por el Fiscal Jefe, vincularán a todos sus miembros al margen de cuál haya sido el sentido de su voto.  Los miembros de las Juntas de Fiscalía tendrán la obligación de abstenerse cuando concurra en ellos causa legal y el derecho a votar en blanco o abstenerse cuando así lo consideren, cualquiera que sea la naturaleza de la cuestión, jurídica o gubernativa, sobre la que se pida conocer el parecer de la Junta.

Fuente Institucional: Ministerio Fiscal

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here