Anulan una multa porque la señal de tráfico estaba sólo en catalán

Un juez de Primera Instancia de Barcelona ha dictado sentencia imponiendo una multa de 60 euros a una conductora que había aparcado su coche en zona de carga y descarga. La conductora decidió interponer un recurso contra esta sentencia, estimando a favor por el Juzgado Contencioso.

La conductora ha alegado “indefensión” porque la señal vertical que indicaba esa prohibición sólo lo advertía en catalán. Por otro lado, el Ayuntamiento de Barcelona ha alegado que la rotulación de la señal en catalán está amparada por la Constitución Española y el Estatuto de Autonomía de Cataluña y que la misma señal tenía pictogramas de fácil comprensión y líneas estandarizadas de carga y descarga en el asfalto donde la mujer había aparcado.

El Juzgado Contencioso-Administrativo nº8 de Barcelona ha considerado estimar este recurso, eximiéndola de la sanción. Así, la sanción por infracción leve ha quedado anulada y sin efecto y siendo esta sentencia firme, no permite que el consistorio barcelonés recurra. Por otro, las costas del proceso judicial van a cargo de la recurrente.

El Tribunal dictó que la cuestión de esa señal era monolingüe ya que se había omitido el castellano, indicando que: “habrá que considerar dicha señalización fuera de la legalidad, así como cualquier acto que la Administración catalana pretenda derivar de una señalización ilegal”. También ha dictaminado que “el Ayuntamiento incumple la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial y el Reglamento General de Circulación, que ordena que todas las señales deben estar, al menos, en castellano”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here